Campeón de España lanzamiento de peso.

Vivas hace las maletas hacia un sueño

El lanzador de peso malagueño parte mañana hacia los Mundiales de Moscú cargado de ilusión pero consciente del nivel de sus rivales.

Vivas hace las maletas hacia su sueño
Ropa de competición, de calentamiento, abrigos, cepillo de dientes, colonia,… y sobre todo ilusión, mucha ilusión. Esto es lo que mete en su maleta Borja Vivas, campeón de España de lanzamiento de peso cuatro veces que mañana viaja a Moscú para disputar el Mundial. Lo que no lleva son amuletos, ya que asegura que no es una persona supersticiosa.

El malagueño, que competirá el próximo miércoles, viaja sin sus habituales bolas de entrenamiento -tendría que facturarlas, ya que se consideran objetos peligrosos y además la organización facilita su propio material-. «No merece la pena», argumenta el atleta.

Vivas sabe de la dificultad de clasificarse para la final, pero se muestra muy positivo con sus opciones. «Es la gran cita de la temporada y creo que por primera vez llego con mejores sensaciones que otras veces. Tengo que aprovechar el buen momento de la temporada. Voy con muchas ganas», dijo. Además, el atleta añadió: «El objetivo, sabiendo que está muy difícil pasar a la final, sería superar la barrera de los 20 metros. Es complicado pero ese es el objetivo». Vivas ya ha superado esta temporada esa marca, logrando lanzar 20,63 metros, su récord, del que se muestra muy orgulloso, pero no se frena ahí. «Si me lo dicen al principio de temporada no me lo creo. Ahora mi siguiente objetivo será lanzar por encima de los 21 metros» declaró a este periódico en su domicilio.

Hace apenas dos semanas que finalizó el campeonato de España, donde logró la victoria. Desde entonces ha estado preparando esta cita, la más importante de la temporada. «Desde que acabó el campeonato de España la primera semana hemos trabajado más la fuerza en el gimnasio con más volumen, y esta última hemos entrenado más la técnica e intentar estirar un poco más el pico de forma».

Vivas estará en Moscú desde mañana hasta el próximo día 19, cuando vuelve a España. Es una semana de concentración en el hotel que les ha asignado la Federación, y a pesar de tener poco tiempo libre entre entrenamiento y competición, Vivas está encantado. «El ambiente es impresionante. Nos relacionamos todos los españoles y tenemos una serie de reuniones. Normalmente vamos a ver a los compañeros en el tiempo libre y por las mañanas jugamos a las cartas o a algún otro juego. Además, siempre intentamos conocer la ciudad». En esta ocasión compartirá habitación con Pablo Bustos, corredor de los 1.500 que es uno de los aspirantes a medalla en este campeonato.

Su talón de Aquiles

Vivas sabe que una gran cita a nivel internacional es su talón de Aquiles en su carrera deportiva. Una espina que tiene clavada y que espera poder sacarse en este Mundial de Moscú. «Hacer un buen papel en una cita internacional es lo que me falta. El último campeonato de Europa lo hice bien y entré en la final, pero en los últimos Juegos Olímpicos y en los dos últimos Mundiales no me he venido con buen sabor de boca». Estos antecedentes no le hacen perder el optimismo por realizar un buen torneo. «Llegó muy bien aunque no me quiero hacer muchas ilusiones ni marcarme metas muy altas». Este sería su gran sueño dentro de su carrera deportiva, una vez cumplido el de estar en unos Juegos Olímpicos. «Sueño con alguna medalla a nivel internacional o con estar en una final olímpica, pero hay que ir poco a poco.

El lanzador malagueño viene de proclamarse, por cuarta vez consecutiva, campeón de España. «Es un orgullo muy grande aunque ya parece una obligación. Lo ven como algo normal. La gente se acostumbra muy rápido a los éxitos pero a los fracasos veremos a ver». Vivas está muy contento por proclamarse nuevamente campeón, aunque como la primera vez no hay nada. «No es lo mismo que el primero pero es importante conseguir títulos tanto para mí como para la ciudad de Málaga», dijo.

Vivas también tiene sus referentes deportivos, y sabe perfectamente quién es el gran artífice de que este deporte sea más conocido. «Manolo Martínez fue un referente. Su récord es 21,47, hoy sería con esa marca casi campeón del mundo. Se lo debemos todo a él», declaró el lanzador malagueño.

 

11.08.13 – 10:30 CARLOS OCÓN | MÁLAGA.

noticia:  http://www.diariosur.es/

No se permite realizar comentarios.